2010 un año en el recuerdo (I)

Volvemos a dejar atrás un año, alegría, tristeza, celebraciones... muchos recordarán un año cargado de buenos momentos, también los habrá que tendrán un amargo recuerdo, pero de una manera u otra formará parte de nuestras vidas, una vida peregrina que vamos tejiendo día a día, con el único objetivo de la felicidad, siempre de la mano de la Virgen Morenita, siempre Reina de nuestro corazón romero.

Pocos días quedan para despedir a este año 2010, lleno de estampas que sin duda guardaremos en nuestra memoria, para contar a las futuras generaciones que tomarán nuestro legado y así sucesivamente. Volvemos a tener nuevos sueños, nuevos objetivos que cumplir, con la mirada puesta en nuevos horizontes. Volveremos abrir puertas que en su momento dejamos entreabiertas y otras se nos abrirán por primera vez, volverá a pasar un nuevo tren que nos llevará un destino quizás elegido. Ella siempre estará ahí, reinante, Madre paciente, sabedora de que sus hijos nos postraremos ante Ella para que nos guíe.



Atrás hemos dejado momentos, que si Dios quiere, volveremos a repetir, con aire fresco y renovado, con la misma ilusión, la misma fe, diferente Primavera, pero siempre el mismo camino que nos llevará a Ella.
Este año, de manera excepcional, hemos visto a la Imagen de la Santísima Virgen de la Cabeza presidir la Misa de Hermandad, como broche de oro del Año Jubilar, año que nos ha colmado de gracia a todos los devotos de María Santísima. La Morenita vestida para su Romería abrileña con el manto de la Recoronación de 1960, un manto bordado en oro sobre terciopelo azul, también de tal evento son las coronas que portaban ese dichoso día, la Madre y su Divino Hijo. La Morenita, rodeada de todas sus cofradías filiales, cientos de banderas y estandartes que ondeaban en la fresca mañana del último Domingo de Abril.



Bella estampa nos dejaba en el mes de Julio, la Morenita lucía en el caluroso mes estival, un manto de la Realeza, mando donado por la Reina Isabel II de Borbón en 1862, manto en tisú de plata en azul.
Ni que decir tiene, la hermosura que presentaba la Imagen en la Conmemoración del 783 Aniversario de su Aparición, en la madrugada del 11 al 12 de Agosto, cuando las miles de personas allí congregadas pudimos ver a la Morenita bajo una lluvia de estrellas, luciendo un precioso manto donado por una andujareña, en el que estaba bordada la Rosa de Oro, una noche mágica sin duda.



Momento emotivo y esperado vivimos también en la Romería 2010 cuando se declaraba Basílica Menor el Real Santuario de Nuestra Señora de la Cabeza, ante el aplauso de los cientos de miles de romeros que abarrotaban el Cerro de la Cabeza, han sido sin duda dos años en el que se ha reconocido la gran importancia y trascendencia que tiene la devoción a la Reina de Sierra Morena.


Quizás uno de los momentos más importantes que se ha podido vivir en el seno de la Cofradía Matriz de Andújar,  este año que se nos va, ha sido que el hermano mayor de la Matriz sea elegido de forma democrática por los cofrades, y no como se venía haciendo en las últimas décadas, cuando la diputación(órgano formado por antiguos hermanos mayores) eran los que elegían al futuro hermano mayor.
Sea como fuere, la Real e ilustre Cofradía Matriz de Andújar, desde que la Virgen Morenita asentó su gracia en esta tierra, sigue proclamando por todo el mundo el amor y la devoción que se profesa a esta Virgen desde hace 783 años, y que todas sus cofradías filiales de la mano de la Matriz reparten el amor allá donde lleguen el redoblar de sus tambores, tan característico de nuestra Romería. Una hermandad que según figura, es de las más antiguas de España y que hoy por hoy sigue bailando sus banderas cada Primavera en el corazón mismo de Sierra Morena, en Andújar (Jaén).

© ANDÚJAR PEREGRINA

Comentarios