La Morenita entra por vez primera en la Catedral de Jaén


Fue uno de los días especiales y únicos que nos regala la Morenita. La primera vez que la Patrona de la Diócesis de Jaén visitaba la capital.
Recuerdo el cielo gris amenzando lluvia y un frío que cortaba la cara. A las puertas de la catedral una gran masa humana esperaba la llegada de la Morenita, que abandonaba el Seminario para dirigirse en procesión a la S.I. Catedral. Pude hacerme hueco entre la gente, y tras seguir a la Virgen entre el gentío que la acompañaba, pude colarme en el interior del templo. Lo que allí se vivió es algo comparable a los traslados de la Morenita que se producen en su Romería abrileña,  lleno de personas venidas de los pueblos jienneses y de Andalucía, con sus rostros de alegría y lágrimas en los ojos, gente mayor que la había esperado durante toda su vida en su Jaén. Gente que tuvimos la oportunidad de ver a la Reina de Sierra Morena en un marco distinto, en un enclave al que no la habíamos visto nunca.
Ver a la Morenita pasar entre un estrechísimo pasillo arropada por gente, que ya por su edad no pueden verla en su camarín serrano, fue para mí muy emotivo, un cúmulo de sensaciones que solo puede arrancarnos nuestra Virgen serrana.

Primera visita de la Virgen de la Cabeza a la S.I. Catedral de Jaén. 11 de Enero del 2004.

ANDÚJAR PEREGRINA

Los senderos de la fe

El amanecer anunciaba que la Morenita emprendería el camino al reencuentro con sus hijos. Un camino que cada peregrino enlazaría con el sendero de su corazón, con su particular manera de entender la fé, de creer en Dios y llegar hasta Él a través de la Santísima Virgen de la Cabeza.
Un pueblo construído por la devoción de cientos de pueblos. Te acompañaban entre jara y romero, hablándote con el alma. Fue un sendero de hermandad, en el que todos te llevaron entre sus hombros, recordando los que un día ocuparon su lugar y hoy se encuentran en los senderos del cielo.

Sierra Morena se convirtió en el mayor escenario mariano. Kilómetros de fé, hasta llegar a Andújar.
Hicimos una Romería especial; cofradías, peñas marianas y miles de personas y devotos de la Morenita se hicieron peregrinos, participando en un día de hermandad, compartiendo vivencias, compartiendo momentos junto a la Reina de los cielos, formando así un único pueblo, una sola familia... una sola cofradía.

Pude vivir momentos de alegría y también de tristeza. Abrazos de sentimiento, lágrimas por estar a tu lado y acompañarte durante un camino, que contenía todas las emociones... y Tú, nuestra guía, el sol que alumbraba la serranía, luz que alumbra nuestro particular sendero de la fé, y que en nuestro pensamiento hemos guardado el recuerdo de ese maravilloso camino que hicimos a pie, y que ha quedado anclado en los senderos de nuestra fé.

ANDÚJAR PEREGRINA

Los caminos que me llevan a Tí

Atrás dejaba a mi Andújar,
anfitriona mariana.
Me adentraba entre los montes,
en una Sierra Morena revestida de fiesta.

Una fría mañana me colgué la medalla,
la distancia se acortaba.
Carretas engalanadas,
romeros y peregrinos.

Son los caminos que me llevan a Tí,
los soñados cada año,
los vividos cada Primavera.

El sol aparecía entre la niebla,
Santuario entre jaras.
Pebetero de ilusiones,
camino de amores.

Son carretas peregrinas
las que me llevan a tus plantas.
Son senderos de esperanza
de mi Reina de los Cielos.

Son los caminos que me llevan a Tí,
los soñados cada año,
los vividos cada Primavera.


Poema inspirado en uno de los caminos que nos guía al Santuario de la Morenita, a la fresca mañana abrileña, al aire limpio y puro que se respira en nuestra Sierra Morena. A las carretas...

© ANDÚJAR PEREGRINA

Señas de identidad de la Romería de Andújar

Una de las manifestaciones marianas más multitudinarias de la historia, una fiesta que brilla con luz propia, que ha sabido adaptarse a los tiempos. Unas señas de identidad que la hacen única, una forma de vivirla que la hacen especial, una forma de entender la fé... la Romería de Nuestra Señora de la Cabeza.

La Virgen de la Cabeza (La Morenita), es una advocación mariana que cuenta ya con 784 años de historia, casi ocho siglos de fé y devoción. Para muchos devotos de esta advocación, se ha convertido en una forma de vida, formando parte de nuestra cultura y sentir, que tan enlazados van con la religiosidad de nuestra tierra. En honor a la Morenita, se celebra desde tiempo inmemorial una de las romerías más famosas del mundo. Es una grandiosa fiesta cargada de religiosidad, cultura y folclore.

La singularidad de la celebración de esta Romería la hacen única. Su Santuario, ahora declarado Basílica, se sitúa en un bello paraje, el Parque Natural Sierra de Andújar, último refugio del lince ibérico, enclavado en pleno corazón de Sierra Morena, al norte de la ciudad de Andújar. En la cima de un monte solitario, se alza su histórico Santuario, donde reina la bendita Imagen de la Virgen de la Cabeza, una talla pequeñita y morenita, de una gran belleza.

Su famosa Romería se celebra el último fin de semana de Abril, siendo en la mañana del Domingo, cuando la Virgen Morenita sale de su Santuario paseándose por los aledaños del cerro, visitando a las decenas de miles de personas que se dan cita dicho fin de semana.

El traslado de la Virgen a las andas procesionales es uno de los momentos más impresionantes, cientos de personas se agolpan en el interior del templo para poder ver lo más cerca posible de su persona a la mismísima Imagen de la Virgen, ya que es portada desde su camarín a las andas en brazos de la Cofradía Matríz, la filial de Colomera y autoridades, produciéndose momentos de gran tensión por querer tocar la sagrada talla.

En el exterior, las campanas repican anunciando que la Morenita sale un año más al encuentro de sus hijos. Romeros y peregrinos, alzan pañuelos blancos, sombreros... para saludar a la Señora, produciéndose así otra de las estampas únicas que solo pueden vivirse en la mañana del último Domingo de Abril.

Esta Romería se caracteriza por las decenas de cofradías que asisten a esta magna fiesta mariana, acudiendo con enormes banderas, que voltean al aire, dando alegría y color a la procesión, la cual dura alrededor de tres horas, participando todas las cofradías de la Santísima Virgen de la Cabeza, convirtiéndose así en un desfile multicolor, con derroche de fé, alegría y floclore popular.
Muy característico el tambor, abriendo así los tamborileros el desfile de cada cofradía, que procesionan por riguroso orden de antigüedad.

El paso de la Morenita se convierte en un ir y venir de prendas y objetos personales que lanzan a los monjes trinitarios que están al lado de la Virgen en la procesión. Los momentos más emotivos se producen cuando le ofrecen los niños para que puedan tocar el manto de la Morenita y de este modo ser bendecidos, otra seña de identidad de nuestra Romería.

Es tradición, comprar los estadales o medallas de la Virgen de la Cabeza, para llevarlos de recuerdo a los hogares de las miles de familias que participan en la Romería, así como los piticos de barros y cañas de azúcar, típicos de esta fiesta mariana.

Son momentos cargados de sentimiento e intimismo las promesas que se les ofrecen a la Santísima Virgen. En esta Romería es tradicional subir de rodillas las calzadas como seña de agradecimiento por la promesa cumplida, como también lanzar velas al enorme pebetero que arde durante los días de Romería, un fuego solo avivado por las promesas de los miles de romeros y peregrinos que acuden a contemplar la cara morena de la Virgen de la Cabeza.

Así es la Romería de la Morenita, y como díjo Miguel de Cervantes, en su obra "Los trabajos de Persiles y Sigismunda": El lugar, la peña, la Imagen, los milagros, la infinita gente que acude de cerca y de lejos, el solemne día que he dicho, le hacen famosa en el mundo y célebre en España sobre cuantos lugares las más extendidas memorias se acuerdan. Suspensos quedaron los peregrinos de la relación de la nueva, aunque vieja peregrina, y casi les comenzó a bullir en el alma la gana de irse con ella a ver tantas maravillas... Y es que la Romería de la Virgen de la Cabeza, fue uno de los mayores acontecimientos sociales de España en el siglo XVII y la Romería más famosa del país con el mayor número de cofradías filiales.

Hoy día son cientos de miles, las personas que esperan el momento de la llegada de la Primavera para volver a reencontrarse con la Reina de Sierra Morena y formar parte de esta maravillosa e histórica fiesta mariana.

ANDÚJAR PEREGRINA

Fotografía de la procesión de la Morenita el último Domingo de Abril


Es la estampa que sueño despierto, contando los días, recordando emociones... entre banderas de colores. Te sigo con la mirada, te aplaudo con el alma... te toco con el corazón.
Vivencias que nos trae la Primavera abrileña de Andújar.
Miles de personas con sus miles de motivos, con sus vidas llenas de historias, esperando tu presencia, rozar tu manto, ofrecerte a sus hijos, entregarte sus sentimientos.
Un año más impregnándome de Tí me hago peregrino.

Romería del año 2011, excepcionalmente la Morenita salió de su Basílica en la mañana del primer domingo de Mayo día 1. La fotografía capta el momento en que la Virgen de la Cabeza hace su camino de regreso al templo, volviendo de nuevo a la plaza del poblado. Le precede la Cofradía Matríz de Andújar con su estandarte y sus banderas.

ANDÚJAR PEREGRINA

Peregrinación Blanca al Santuario de la Morenita 2011


Despertaba el día con la fresca brisa de la mañana, era un día especial para cientos de personas... y de nuevo, miles de peregrinos tomaban los caminos de Sierra Morena para llegar a la Basílica y Real Santuario de Nuestra Señora de la Cabeza, donde esperaba a sus hijos.




La "Peregrinación Blanca" se ha convertido con el tiempo, en una de las peregrinaciones más importantes y emotivas de cuantas se suceden durante el año. Sus protagonistas... los niños, nuestros mayores y los enfermos. Personas que no pueden estar físicamente junto a la Imagen de la Morenita durante la celebración de la Romería, el Día de la Aparición, esperan la llegada de esta gran peregrinación para estar junto a su Madre Celestial. La cercanía de la Imagen de la Virgen de la Cabeza hacia personas enfermas o con discapacidad, hace de este día un encuentro entrañable.


Tanto el interior del templo como el exterior, se encontraba abarrotado de gente que esperaba el momento en que la Morenita abandonara por unas horas su camarín. En la explanada del Santuario se agolpaban multitud de personas que soportaban el calor que iba creciendo con el pasar de las horas, a la espera de poder entrar en el templo.

Celebrado el Santo Rosario, tenía lugar la Santa Misa, para más tarde procesionar al Santísimo Sacramento por el interior del Santuario, que se hizo difícil su paso a la explanada por la multitud de personas que abarrotaban el templo. Llegado el Santísimo al altar mayor se cantaba el himno de la Morenita, y entre palmas y vivas, la Reina de Sierra Morena aparecía en el prebisterio aumentando la calor emotiva de todos los asistentes.

Expuesta la Imagen de la Santísima Virgen de la Cabeza en un lugar accesible para las personas mayores, los impedidos y enfermos, comenzaron a desfilar miles de personas ante Ella, dejándonos estampas emotivas que encogían el corazón, haciéndote olvidar los problemas materiales de la vida. Numerosas familias presentaban  sus bebés a la Madre Celestial rozándolos con su manto. Personas discapacitadas llegaban a la Morenita con lágrimas en los ojos, enterneciendo el corazón de todos los que nos encontrábamos cerca de la Virgen, y nuestros mayores se acercaban diciéndole con timidez, "guapa" y rozando pequeñas fotos de familiares que dejaron en su lugar de origen, y todos... todos miraban con ternura el rostro de nuestra Virgen Morenita, tal y como en todas estas fotografías les muestro para compartir con todos vosotros.




Eran pasadas las 15:30 horas de la tarde cuando nuevamente, entre vítores, la Morenita volvía a su camarín para volver a reinar desde su trono de Reina y Madre del mundo y de la Serranía.


© ANDÚJAR PEREGRINA

Momentos de la Fiesta de Aparición de la Morenita 2011

El templo se abarrota de romeros y peregrinos que esperan el momento de tu llegada.
Será un instante, pero quiero tenerte a mi lado... rozar tu manto, cruzar las miradas y fundirme entre lágrimas y aplausos dejándome llevar como si todo mi alrededor se desvaneciera.

La muchedumbre agolpada alzando los brazos para tocarte... te aclaman, te gritan "te quiero", "guapa" y "vivas" que retumban en las empedregadas paredes de tu Santuario. En tu templo quedarán impregnadas nuestras voces, nuestros anhelos y nuestros suspiros. Emociones contenidas, pensamientos indescriptibles y vivencias inolvidables. Estar a tu lado entre tu gente... mi gente, ese sentimiento tan puro, tan nuestro y tan auténtico que solo Tú puedes hacer que nazca de lo más adentro de nuestro ser.

Cuando todo acaba, todos y cada uno de nosotros dejamos nuestro corazón en Tí. Un lugar mágico cargado de energía, de sensaciones y de emociones, que se adormece hasta la llegada de la nueva Primavera, en que vuelvas a fundirte entre tus hijos en el más profundo de los abrazos.

ANDÚJAR PEREGRINA

Ntra Sra de la Cabeza en la obra del escultor Manuel López Pérez

Terminamos este reportaje sobre la obra del escultor Manuel López Pérez recorriendo las calles de Andújar, donde el artista nos muestra parte de la historia de la ciudad a través de sus trabajos, como si a modo de museo, nos devolviera los emblemáticos relieves desaparecidos de las hermosas fachadas de la ciudad, convirtiendo Andújar a día de hoy en decorados de su pasado y su cultura.

Manuel nos habla así de su primera obra:
Andújar me ha tratado muy bien, me instalé en esta bonita ciudad sin ánimo de conseguir ningún trabajo, y lo primero que realicé, mi primera obra pública fue "El peregrino". Fue un encargo de la peña "Los peregrinos", siendo entonces presidente Jose María. No había nada en el camino, fue el primer monumento. Es muy gratificante hacer el camino con la Santísima Virgen de la Cabeza y hacer la parada en "el peregrino", y rezar con todos los que acompañaban a la Morenita... no lo olvidaré.

Monumento al peregrino, realizado en 1995, se encuentra en el denominado "camino viejo o de herradura", en pleno corazón del Parque natural Sierra de Andújar, y es el que conduce a la infinita gente al encuentro de la Morenita. En el punto donde se encuentra el monumento es donde se divisa entre los montes el Santuario de la Patrona de Andújar.

Manuel López ha trabajado directamente en el proceso de la declaración del Santuario de Ntra Sra de la Cabeza en Basílica, nos hablaba de lo apasionante y a la vez complicado de su trabajo:
En las catedrales te encuentras muchos estilos. Puedes tener delante un templo gótico con un retablo barroco, y tienes que conjugar todo eso, y es lo más complicado.
Siempre lo que yo hago, lo que trato siempre es integrar perfectamente el elemento que realizo, el elemento nuevo en el entorno existente.
En el caso de los altares, aparte del diseño, llevan una catequesis. Antes de realizar el trabajo debes saber lo que es un altar, comprender su función, dar una instrucción catequética, una enseñanza, y aportar. Este tipo de proyectos son complejos.




En el año 2006, Manuel llevó a cabo el diseño y la ejecución de la reja monumental en la calzada de acceso al Santuario de la Morenita. Se concebió para separar con claridad el espacio festivo del ámbito devocional del templo.


También en el 2006 realizó el monumento al Pastor de Colomera, se encuentra en esta localidad granadina, cuna del pastor Juan Alonso de Rivas.



El monumento de la mujer en jamuga, situado en una de nuestras céntricas calles de Andújar, se hizo en un tiempo récord, con una labor de fundición muy complicada, ya que se tenía una fecha límite. Al contrario de lo que mucha gente cree, el modelo a tomar para la realización de tan emblemático monumento, no es otra persona sino la prima de la mujer del escultor, Esther, hija de Fina Martínez y Restituto Valverde.



El monumento "El hortelano" fue un encargo del Ayuntamiento de Andújar y forma parte de la remodelación del parque de las Vistillas de Andújar. Es un homenaje a los hortelanos de la comarca de Andújar, y está situado en la rotonda, ubicada frente a las huertas de la ciudad.


En las fachadas que Manuel López ha realizado para Andújar hace un recorrido histórico a través de los personajes más relevantes de la historia y la leyenda de nuestra ciudad, contando también con relieves de la "Aparición de la Virgen de la Cabeza al pastor", así como el de el primer cronista de nuestra Romería: Miguel de Cervantes.


Nuestro polifacético escultor también ha contribuído a la devoción de la Morenita realizando imágenes para distintas cofradías, y así nos lo comentaba:
La primera talla que realicé de la Virgen de la Cabeza fue para Sabiote, luego para un particular de Martos, después me encargarían realizar una para Bailén, y por último realicé una talla para la Cofradía de Málaga. Todas son tallas completas. Mi herencia escultórica supongo me impide hacer cosas de candelero.

Imágenes de Nuestra Señora de la Cabeza de Bailén y Sabiote

Manuel López se despedía con estas palabras para nuestra ciudad y sus gentes:
Me siento muy orgulloso de vivir en Andújar y me siento de Andújar.

Para conocer con más detalle al escultor Manuel López Pérez, así como todos sus trabajos pueden visitar su página web:

Mis agradecimientos a Manuel López Pérez por haberme abierto las puertas de su taller y cederme toda la información para la realización de este reportaje... gracias.
A Manuel José Gómez y Fundiciones Capa por la cesión de sus fotografías, así como al resto de personas que han contribuído y a los cuales agradecí en el segundo artículo... a todos muchas gracias.

Manuel López Pérez, en su faceta de diseñador de joyas, nos ofrece unas medallas de temática religiosa, exclusivas de la Virgen de la Cabeza, realizadas en plata de ley, disponible en varios tamaños y singulares diseños.


(C) Todas las fotografías expuestas han sido cedidas para la publicación de este artículo, siendo propiedad de su autores.

ANDÚJAR PEREGRINA