martes, 22 de noviembre de 2016

Visita de la Virgen de la Cabeza a la ciudad de Jaén

Rosa de Oro a la Bienaventurada Virgen de la Cabeza

Tal día como hoy, 22 de Noviembre, hace ya siete años, en la S.I. Catedral de Jaén, se condecoraba a la imagen de la Virgen de la Cabeza con la Rosa de Oro, otorgada por el Papa Benedicto XVI e impuesta dicho día por el Obispo de Jaén D. Ramón del Hoyo López. Es la primera imagen de la Virgen que recibe tal condecoración en España.



22 de Noviembre de 2009. El día amanecía bajo un cielo gris, las cofradías y hermandades de Jaén, así como las de las distintas localidades invitadas a la misa principal, iban entrando a la Catedral.
Para tal evento, la comisión organizadora del Obispado de Jaén advirtió de la imposibilidad de acceder a la Catedral por estar completo el aforo. La misa se pudo seguir desde la pantalla de televisión colocada en la Plaza de Santa María., la cual presentaba un lleno total, que se extendía allá por donde tenía que pasar la Sagrada Imagen para despedirse de la capital.



Desde el exterior se pudo ver como el obispo se acercaba a la Morenita para colocar junto a Ella la Rosa de Oro, ante tal visión, la muchedumbre rompió en un aplauso y vítores que se oían entre el gentío.
Sobre las 11:30 de la mañana, las puertas de la Catedral se abrieron, de donde comenzaron a salir y a desfilar las 400 hermandades y cofradías que asistieron a la misa de despedida.
Tras un largo desfile de estandartes, simpecados, banderas y bacalás, pasaba el mediodía cuando la Cofradía Matriz salía de la Catedral anunciando que la Sagrada Imagen de la Patrona de la Diócesis salía a la calle, (tras una semana de estancia en la capital, arropada por sus hijos), para pasear por las calles del Santo Reino y despedirse, para volver a su Santuario de Sierra Morena.



Y así fue, con el débil sonar de campanas, el revoloteo de palomas sobre el cielo, la Morenita asomaba por las puertas de la Catedral, ante una lluvia de pétalos que caía sobre Ella, los aplausos y los vivas una vez más hacía que la emoción se palpara en el ambiente, y una masa humana que se entregaba a Ella por completo, acompañándola en su recorrido.
La gente se agolpaba para ver a la Rosa de Oro, la banda sinfónica de la ciudad de Jaén, era la encargada de poner la nota musical a la procesión de la Morenita por las calles jiennenses, un himno a la Morenita que sonaba a gloria y esa marcha de la "Encarnación Coronada" que era cantada por todos los que se agolpaban para despedirse de la Virgen de la Cabeza.
Los momentos de emoción no cesaban en todo el trayecto. Enfermos, niños, ancianos, todo el mundo queria estar con Ella antes de su marcha hacia Andújar, no se cesaba de cantar y apludir a la Reina de Sierra Morena entre la multitud.

De esta manera, la imagen de la Virgen de la Cabeza llegaba a la Avenida de su mismo nombre, donde la esperaban todas las cofradías y hermandades que la habían acompañado en la procesión.
Allí se encontraba la carroza que la portaría hasta llevarla de nuevo hasta Andújar, donde permanecería esa noche, a la espera de que llegara el nuevo día, en el cual partiría hacia su Santuario.

La Morenita una vez puesta en su carroza se despedía de la capital entre aplausos, y escoltada por la guardia civil emprendía el viaje de regreso, que la llevaría por los pueblos de paso, como son Fuerte del Rey, La Higuera, Arjona, Arjonilla, Marmolejo y las pedanías de Andújar: Llanos del Sotillo y Las Vegas, donde en todas sus paradas se vivieron momentos de fe, devoción y alegría por verla pasar ante su puerta, siendo recibida por las cofradías del pueblo, encabezada por la cofradía de la Morenita de dicha población.



No importaba las altas horas de la madrugada, ya que la gente esperaba la llegada a su pueblo de la Virgen, tanto, que la Virgen llegó a Andújar pasadas las 4 de la madrugada, donde la esperaban en la Iglesia de Santa María la Mayor, donde fue entronizada.

El lunes, 23 de Noviembre, a mediodía, tras la misa celebrada, La Morenita nuevamente era colocada en la carroza para llevarla a su Santuario. Muchísimas fueron las personas que acompañaron a la Imagen durante su trayecto por las calles de Andújar, donde los padres trinitarios acompañando a la Imagen en la carroza, iban cantando a la Virgen y mostrando la Rosa de Oro.
A la altura del seminario de Andújar, finalmente la personas que allí se congregaban, se despedían agitando pañuelos blancos, y de esta manera aceleraba el paso abriéndose camino por la carretera del Santuario, donde llegó cuando la noche cubría su manto sobre la sierra, siendo entronizada en su camarín entre aplausos y alegría de volver a ver a la Reina y Madre en su trono de grandeza, en su morada.



Desde su histórica llegada a Jaén -muy esperada también por el retraso que acumuló la comitiva -, la Imagen ha sido venerada cada día en la Catedral por diferentes colectivos y ha despertado un gran fervor entre los creyentes. Según se podía oir entre las gentes, se decía que la Virgen de la Cabeza volvería de nuevo a visitar la capital del Santo Reino en el año 2027 coincidiendo con la celebración de los 800 años de su Celestial Aparición.

LA ROSA DE ORO:
Se trata de un rosal de oro con flores, botones y hojas, colocado en un vaso de plata renacentista en un estuche de oropel con el escudo papal y que es bendecida por su Santidad el cuarto Domingo de Cuaresma.
Tiene una inscripción en latín que dice: “Benedicto XVI. Rosa de Oro. Para la imagen de la Bienaventurada Virgen María de la Cabeza, Patrona Celestial de la Diócesis de Jaén. Concesión benignísima. 22 de noviembre de 2009”.

La Rosa de Oro es un reconocimiento del Papa a personalidades católicas prominentes que ha experimentado una evolución significativa.
Inicialmente lo recibían reyes y dignatarios, después casi exclusivamente reinas. Y últimamente, Nuestra Señora en algunas de sus advocaciones. La distinción fue creada por el Papa León IX en 1049.
En tiempos más recientes, después del Concilio Vaticano II, la condecoración pontificia pasó a ser regalo de los papas a Nuestra Señora: Fátima en 1965 por Pablo VI; Aparecida en Brasil, en 1967 por Pablo VI; de Luján en 1982 por Juan Pablo II; de Guadalupe; de Loreto; de la Evangelización en Lima, Perú, en 1988, por Juan Pablo II; de Jasna Gora en Czestokowa, Polonia, en 2006 por Benedicto XVI; Aparecida en Brasil, en 2007, por Benedicto XVI, y Pompeya en Italia, en 2008, por Benedicto XVI.

Esta condecoración papal es un reconocimiento al patronazgo de la Santísima Virgen de la Cabeza sobre la Diócesis de Jaén, a la profunda devoción con la que es venerada esta imagen, y a la amplia historia de la Romería de la Virgen de la Cabeza, que es la más antigua de España.


ANDÚJAR PEREGRINA

6 comentarios:

  1. Que bonito articulo y que recuerdos sobre aquellos gloriosos dias , sin duda unos dias donde los devotos de la provincia de Jaén le rindieron todo el cariño y el amor que guardan entre sus entrañas hacia su Patrona Principal , la Virgen de la Cabeza , al igual que los demas devotos foraneos.
    400 fueron las Cofradias de Pasión y Gloria de la Diocesis de Jaén , mas las filiales de la Cofradia Matriz extradiocesanas , acompañaron a la Virgen en esta celebración .
    Que impresionante fué vivir aquello desde dentro , pues yo tuve la surte de acceder al interior de la catedral , recuerdo que cuando se le impuso la Rosa de Oro , la catedral explosionó en aplausos y vivas a hacia la Madre de los Cielos y Reina de nuestra Diocesis , quedandonos perplejos de como en la Plaza de Santa Maria cientos de jienenses ante una lluvia intensa aplaudian y vitoreaban aun mas efusivamente a su Patrona .
    Otro momento cumbre fué cuando las andas de la Virgen encaraban la puerta principal de la Catedral y un rayo de sol iluminó la catedral entera , la incesante lluvia de petalos , el tañir de las campanas y los abanderados de la Real Cofradia Matriz a base de chicuelinas con las banderas grabaron en mi mente una estama que por mas que quisiera jamas podré borrar de mi memoria.
    Tambien tuve la suerte de saludar al Obispo Gienense Don ramon del Hoyo durante el trancurso de la Magna procesión , el me comentó que si le hubiera tocado la loteria no se hubiera sentido tan feliz como lo estaba aquel dia y me aseguró que la Patrona de la Diocesis volveria a visitar la Capital en 2027 ( dias despues en una entrevista en la emisora cormarcal RADIO ANDUJAR , volvió a asegurar que la proxima visita de la Virgen a Jaén era en 2027 ).
    Sin duda este acto para mi ha sido el acto cumbre y mas multitudinario del Año Jubilar y que duda cabe que marca un antes y un despues en la Historia devocional de la Provincia y Diocesis de Jaén y en sus gentes que ya empezan a concienciarse de que la Virgen de la Cabeza es su patrona independientemente del pueblo de Jaén que sean , atraves del patronazgo sobre la Diocesis Jienense.
    El titular del dia siguiente en el Diario Jaén fue un vivo reflejo de lo que ayi vivimos " JAÉN DESPIDE A SU REINA "
    Un saludo y enhorabuena por este pedazo de articulo.
    José Ruiz Luque.

    ResponderEliminar
  2. De lo más emocionante fue cuando redoblaban las campanas y la Señora estaba saliendo de la catedral bajo la lluvia de pétalos, mientras era alzada la Rosa de Oro para que muchos la vieran. Indescriptible.

    Como bien dice el comentario anterior, a partir de entonces "parece" que hay más conciencia de que la Virgen de la Cabeza es la patrona de la diócesis, de la Iglesia de Jaén, de todos los católicos de Jaén. Pero para que exista esa conciencia hay que trabajar por y con la Iglesia e involucrarse en sus movimientos y asociaciones si realmente llevamos a Nuestra Señora en el corazón, que es la que nos protege. Lamento decir que, por lo pronto, aun no veo esa conciencia ni posicionamiento.

    ResponderEliminar
  3. Un dia para no olvidar.
    Cuantas emociones, cuantas imagenes grabadas en nuestras retinas.
    Yo tuve la suerte de estar dentro de la Catedral,un compañero me facilito la entrada.Gracias Manu
    Fué una ceremonia preciosa,emocionante el momento de la imposición de la Rosa de Oro y aún más sabiendo que es la unica imagen de la Virgen que la posee en España,premio sin duda a una devoción de siglos.
    Pero para mi, como para el primer comentarista, el momento cúmbre ó mejor dicho mágico fué la salida de la Virgen......
    Como una cámara lenta recuerdo salir de la Catedral y mirar al cielo,un cielo lleno de nubes y pense ¡ Que lástima !.De pronto un nublo se fué abriendo dejando ver un trozo de cielo azul por donde se cólo un rayo de sol en el preciso momento que la Virgen enfilaba la puerta, iluminándola, como si fuera un foco .........Las campanas sonaban llenas de júbilo,la gente vítoreandola, la Banda entonaba el Himno nacional, las banderas revoloteando todas al mismo cómpas, una lluvia de pétalos como jámas he visto la baño....luego la traca,los vítores,la multitud y ese " Morenita y Pequeñita"
    No fué casualidad, Dios en ese momento quiso tambien estar allí y abrio el cielo para Ella
    Charo

    ResponderEliminar
  4. Para mí también fue el momento en que salía la Imagen de la Morenita de la Catedral.
    Pensé en esos momentos:
    Juan Antonio no pestañées, no cierres los ojos, vive este momento que se acaba enseguida.
    No podía creerme cuando ví como se abrían las nubes grises que durante toda la mañana nublaban el día, era cierto salió el sol, tal y como sucede los años de lluvia en la Romería, es verdad que justo cuando sale cesa de llover, al menos los años que yo he vivido romerías de agua, independientemente si se echa a llover luego con la Virgen en la calle, que también ha sucedido.
    Pero ciertamente el año pasado, 22 de Noviembre es algo que todos los que estamos, hemos tenido el privilegio de sentirlo en nuestra piel.
    Momento que me emocionaba era cuando la banda sinfínica de Jaén tocaba la marcha de "Encarnación coronada" y todos a la vez cantaban, todos los que estaban alrededor de la Virgen y rompían en aplausos.
    Este tipo de celebraciones deberían ser cada fin de mes, jejejeje
    Bromas aparte, me sentí muy orgulloso.
    Un abrazo a todos los que entrando en este Blog, os sentí identificados con las vivencias y las plasmais con vuestros comentarios.
    Muchísimas gracias.

    ResponderEliminar
  5. Yo creo que todos los que aqui posteamos te deveriamos dar las gracias a ti , por hacernos revivir esos momentos que fueron tan especiales para todos los Jienenses de la provincia y devotos en general.
    MUCHISIMAS GRACIAS.
    José Ruiz Luque.

    ResponderEliminar
  6. Cierto es q deberíamos darte las gracias a ti, por recordarnos este día, sobre todo a los q no pudimos asistir y por esas fotos que son fantásticas

    ResponderEliminar