Artículo de opinión VALORACIÓN ROMERÍA 2017

Un año más, atrás han quedado esos grandes momentos que se escapan a la realidad, y se desvanecen casi sin darnos cuenta. Volvemos a casa con el corazón cargado de emociones, de vivencias y convivencia, pero sin duda, lo más emotivo de cuantos días grandes confeccionan el puzzle romero es el último domingo de Abril, el procesionar de la Patrona de Andújar en el corazón serrano, contemplar la estampa que se repite cada año y poder formar parte de ese lienzo pintado de sentimientos.


Voy a dejar a un lado la parte sentimental de la Fiesta Grande de Andújar, y me centraré en esos aspectos que enturbian en parte el global de la Romería, si bien para muchos pasa desapercibido, si debería corregirse por el bien de la imagen que se proyecta de la ciudad y su Romería al exterior.

Nada se puede hacer contra la naturaleza, que en ocasiones se hace caprichosa, y así sucedió con la climatología. Semanas de sequía, sol y altas temperaturas, y lo que se nos venía encima no era ni más ni menos que una borrasca activa que nos acompañaría el tiempo exacto de los días grandes de la Romería, para irse precisamente como peregrino caminante, el mismo domingo por la noche. Sí, así tal cual, deslucimiento total el Jueves y Viernes de Romería, Paseo de Colón prácticamente desértico con una docena de cofradías filiales desfilando por el itinerario de costumbre hasta llegar a la Plaza de España para recibirlas oficialmente.

Pasado por agua (literalmente), fue el camino del Sábado de Romería, aún así el ascenso al Santuario fue fluido, sin apenas retenciones, porque el grueso de asistencia se produciría la madrugada del Sábado al Domingo y en las primeras horas de la mañana, así que cuando la Virgen de la Cabeza estaba en procesión, los aledaños del Cerro presentaban un lleno total para ver a la Reina y Señora.

Vamos al tema, al grano, creo que con esto que ahora escribo muchos me entenderán. Parece ser que algunos de los que "organizan" la procesión les da grima ver a fotógrafos o medios, que por cierto, realizamos nuestro trabajo para promocionar y mostrar la Romería de la mejor manera, pero claro, de que manera se puede hablar cuando ciertas personas son las que te hacen opinar todo lo contrario.
De muy mala manera me dijo un señor de la organización que me quitara de en medio y que "tuviera cuidado con esa cámara", cuando realmente no estorbaba absolutamente a nadie, cual fue mi sorpresa, que se me acercó un agente de la guardia civil y me dijo textualmente: " no te quites de aquí, a tí nadie tiene porque molestarte". No fue el único que tuvo problemas de este tipo. Volvemos a lo de siempre, aires de grandeza, egocentrismo...

Muy desafortunada la idea de celebrar la Misa en el exterior, la climatología no era la adecuada, con una altar a medio montar y sin vistosidad ninguna, de hecho, la imagen de la Santísima Virgen de la Cabeza estuvo sujetada en el altar por el personal debido al viento, o según me cuentan no estaba atornillada y podría correr el riesgo de caerse la talla. Hay que tener criterio, saber que la imagen de la Virgen sufre en un mismo día 4 traslados para nada necesarios, perdiendo esa idea de dignificación. Si la Virgen se representa cuando se quiere en un cetro, bandera, medalla, estatal, estampa... si la celebración de la Misa en Romería será fijada en dicho lugar, bien se podría tomar la idea de poner un pequeño monumento de la Virgen y estar de este modo representada durante la Eucaristía, y que la Virgen de la Cabeza salga en procesión como siempre lo ha hecho hasta el año 2009.


La genial idea de montar una carpa para el uso y disfrute de romeros para poder beber a su antojo al ritmo de música para nada apropiada para la romería, es cuanto menos dantesca, es algo insoportable. Si se mostraran videos de la madrugada del Domingo, más de uno creería que nos referimos a un festival de música y no la celebración de una de las romerías más antiguas de España en pleno Parque Natural declarado por la Junta de Andalucía de Bien Interés Cultural. Esa es la imagen que se proyecta al visitante. Bien se pondría poner altavoces por las calles del poblado y en la misma carpa música con alusión a nuestra Romería que es de lo que se trata.
De igual modo sucede en las carretas, tanto en el camino de subida al Santuario como de bajada y de entrada al pueblo de Andújar, nada tienen que ver con una fiesta romera de Andalucía, ni en música ni en comportamiento.

En general, el balance de la Romería a título personal ha sido positivo, he visto devoción y pasión por esta Romería, por su Virgen, momentos indescriptibles que poco a poco se irán desgranando en este Blog, donde la fotografía contará lo que las palabras callarán. No quiero acabar sin dar mi enhorabuena a los hermanos mayores, como espectador, como devoto de mi Patrona, como cofrade y andujareño, gracias por mostrar a la imagen de la Virgen a los medios de comunicación como nunca se había hecho, con el amor que la has mostrado a todos, y por un detalle que no pasé por alto, cuando la Virgen volvía a su camarín, en la reja del presbiterio, le pedían al hermano mayor que alzara a la imagen de la Virgen y no lo hizo, tomando dignamente a la Patrona como lo que es y significa para el pueblo de Andújar, y no como un trofeo.


Se quedan detalles en el tintero, pero mejor dejarlo pasar y volver a soñar con una nueva Romería, y de paso, pensar que queda todo un año para aprender de los errores, siempre que se quiera aprender claro está. Luego vendrá el alcalde de turno a decirnos que todo va viento en popa para declarar la Romería de la Virgen de la Cabeza de Interés Turístico Internacional. ¿Pero de verdad se tiene criterio para dar la mejor imagen al exterior de nosotros mismos? ¿Creen que porque la Romería salga en un breve artículo con unas fotografías nada apropiadas en un periódico internacional basta? Hay un año entero para trabajar por y para la Fiesta Grande de Andújar, preparar el gran "escaparate" que servirá de espejo donde poder mirar lo que hacemos realmente bien o mal, y los visitantes, turistas y devotos puedan verse reflejados y hacerse partícipes de esta magna celebración que ofrecemos al mundo. Hay que cuidar cada detalle, cada elemento, para promocionar de la mejor manera nuestra Romería, no todo vale...

ANDÚJAR PEREGRINA